miércoles, 8 de agosto de 2012

estar en el tiempo





























hoy a la mañana le mostré a C un par de fotos. no deje ver más que tu cara enorme ocupando toda la pantalla. J me dijo ¿y cómo se llama la mujer de eslavas? L.E.  ah, sí, claro,  tengo ensayos suyos. Mandelstam dice que la poesía es el arado que desentierra el tiempo en la tierra negra. Ajmátova dice: estuvieron donde por desgracia estaba mi pueblo. D leyó poesías suyas, supongo que las escribe en la librería donde trabaja. D es un chico que nació pobre aún pagando abultadas cuotas por él en el colegio . el director le decía: "D, dígale a sus padres que les estamos robando". para Celan los tres poetas rusos más importantes eran Esenin, Mandelstam y Tsvetáieva.  antes que el colectivo llegara sobre la avenida patricios, J me dijo -estás bien,  te veo bien, ¿qué te pasó?. viajamos en la línea diez D, A y yo. hablamos de  la película "Imperio" de  Lynch,   donde aparecen los hombres con cabeza de conejo. mañana es teatro, mañana es teatro, hay que ir a misa, mañana es teatro.  ¿sino fuera por helena qué les importaría troya héroe saqueos?  escribe Mandelstam en su poema "insomnio homero alargadas velas". un tren soviético. hacía calor. arriba y abajo. hacía calor. "la trompeta de plata de cátulo nos asusta con mayor fuerza que cualquier acertijo futurista". Vilariño dice- te llamo como a la muerte amor, como a la muerte. Lynch logra algo en sus películas. hace tres días no dejo de pensar en la escena donde la mujer cruza el jardín para saludar a su nueva vecina. la vi una vez. me reí. me espanté. la llame a P para que la viera conmigo. ser río. nos espantamos.  ¿qué puedo hacer con este cuerpo irrepetible? -Mandelstamla poesía se percibe como lo que tiene que ser, no como lo que ha sido. empiezo a ver semejanzas asombrosas entre Heidegger y Mandelstam. no preocuparse por la cosa sino por su existencia. la interrupción es un secreto que te quiero dar. estamos precavidos, sordos y precavidos. ¿no es así? D es un hombre pobre. quiero darle esto si fuera necesario, si lo tomara de mis manos, si lo tomara. prendo el calentador justo detrás mío. no hay nadie acá. estamos vos y yo. nadie. empiezo a darme cuenta la pobreza que arrastrás. ¿viste que era poco y fuimos perdiendo?. por mi parte, me ocupo solo en la moral de los pájaros, en verdad, no tengo nada que defender. estamos sueltos.amor. desperté en la cuna alumbrado por un sol negro- Mandelstam- la destrucción fue mi beatrice. Mallarmé.