miércoles, 25 de septiembre de 2013

Cuanto hay




Rodeo cuanto hay, cuánto no he animado.
No sé mi leña. No sé el fuego, calor que ardo.
A dónde decir sí. Para querer, que quiero, 
para quererse. 

Qué tronco. De faltar. Qué rama, 
si no hubiera suelo, qué hoja de faltar el palo. 
Qué aire, qué viento. Al cabo. 
A dónde. A quién. Por cuánto.

Lo que de ésta boca, trae, 
de la que toda yo, la que toda elige.
A dónde perder, si en ropa no alcanzamos. 
Así tomo, así de no llegar.
En esta calzadura de no anda,
de cuerpo apenas en el uso.

A dónde. A quién. Por cuánto.
Aquel que nombre da, agota inútil el consuelo. 
Pues donde sale el dulce. Vive la hoja de ser ella.

A qué vez se dice, cenamos.
A qué vez, se dice vuelve.
Me tomo en mis letras a mí misma.
La palabra me ha dado elegir.